¿Qué es una impedanciometría auditiva?

La impedanciometría acústica o impedanciometría del oído es un estudio aplicado para mediar la respuesta del oído medio al sonido.

Se trata de uno de los exámenes más completos que existen para saber cómo responde el oído ante estímulos sonoros.

¿Cómo se hace y cómo funciona?

Son muchas las pruebas audiológicas que miden la salud de nuestro oído, sin embargo el test de impedancia es uno de los más conocidos y utilizados. Pero qué es realmente una impedanciometría.

Como prueba objetiva que es, se encarga de evaluar cómo responde el oído a ciertos estímulos sonoros. ¿Pero qué quiere decir? Cuando se realiza esta prueba auditiva se miden las impedancias -factores que oponen una resistencia- en concreto, del oído medio.

¿Para qué se usa?

Cuando el usuario percibe que algo no va bien en su oído, no sabe que tiene que hacerse una impedanciometría. Es el profesional audiológico que le atiende quien decide si el paciente debe someterse a esta prueba indolora y claramente objetiva.

Claramente es la prueba audiológica que se solicita para saber qué le puede estar pasando al oído medio. Se detectan posibles lesiones en esa parte del oído y otros daños que compliquen el funcionamiento y la acción de oír.

¿Quién la realiza y dónde?

Siempre que tengas que revisar tu salud: auditiva, visual, dental…ponte en manos de profesionales médicos. En el caso de los oídos, el otorrino es la figura que realiza esta exploración y quien puede manejar los datos obtenidos de ella. Sólo el especialista en oído, nariz y garganta puede revisar el sistema auditivo. Es decir, un otorrinolaringólogo, un audioprotesista y también el médico de cabecera o de familia en primera instancia.

El lugar elegido para la realización de la prueba es en la misma consulta del médico con un procedimiento sencillo en el que sólo se sentirá la sensación de tener algo en el conducto auditivo externo.

Es bastante común que se pida cita para una impedanciometría pediátrica y analizar el estado auditivo en los niños. Aunque se tarde de una prueba inocua, a veces algo molesta y sobretodo para los más pequeños que tienen el umbral del dolor más bajo.

Revisa gratis tu audición

Comprueba ahora y totalmente gratis tu salud auditiva con un estudio audiológico completo y en un centro de confianza cerca de tu domicilio.

¿Cómo se realiza?

La prueba no requiere de mayor complicación, al igual que ocurre con la audiometría. Sin embargo, no requiere de la participación activa del paciente como sí ocurre con la prueba audiométrica, en la que la persona debe responder a las preguntas que le irá haciendo el audioprotesista.

El protagonista de la prueba, en este caso, es un aparato con una sonda que es introducida en el oído externo a través del cual se aplica un sonido que va cambiando de frecuencia e intensidad con cambios de presión para desplazar el tímpano de su posición natural.

Para realizar la prueba de impedanciometría acústica se utiliza un aparato con una sonda en la apertura del conducto auditivo externo a través de la cual se aplica un sonido con frecuencia e intensidad variable generando cambios de presión para desplazar el tímpano de su posición normal.

La prueba no estará cien por cien completada si el paciente se mueve o traga, ya que estos simples movimientos pueden producir alteraciones en los resultados del examen.

Si se cumplen estas dos acciones, la impedanciometría no suele presentar efectos secundarios en los pacientes. Aunque las personas mayores tienden a ser más susceptibles de experimentar mareos o vértigos, que no durarán demasiado tiempo.

¿Cómo leer una impedanciometría? ¿Qué se ve? 

Los datos y resultados de esta prueba se plasman e interpretan a través de curvas. Ya que “se entiende por impedanciometría el conjunto de pruebas funcionales auditivas que miden la resistencia que oponen las estructuras del oído medio cuando incide sobre ellas un sonido”, según explica la SEORL. Y dentro de estas pruebas funcionales se encuentra la timpanometría, la determinación del umbral del reflejo del estribo y la prueba de volumen físico.

En la realización de la timpanometría, los datos resultantes se muestran mediante curvas que van mostrando la movilidad del tímpano respecto a las variaciones de presión que causan los sonidos. El profesional interpretará las curvas, de las cuales saldrá el diagnóstico auditivo.

¿Qué patologías se detectan?

  • Líquido en el oído
  • Tapón de cera
  • Moco en el oído o serosidad
  • Timpanosclerosis
  • Otitis u otras infecciones
  • Tumores
  • Tímpano perforado
  • Cicatrización de la membrana timpánica
  • Obstrucción tubárica y daños en la trompa de Eustaquio
  • Afecciones en la cadena de huesecillos

Impedanciometría y reflejo estapedial

El reflejo estapedial es una contracción que se produce de manera involuntaria en el cuerpo humano y más concretamente en el sistema auditivo. Es decir, una contracción del músculo del estribo ante un sonido de alta intensidad que funciona como un mecanismo de defensa del organismo para impedir que el ruido pueda dañar el sistema auditivo. Esta contracción puede producirse en un oído o en ambos.

La medición correcta del reflejo estapedial se vale de la impedanciometría y de la timpanometría, como pruebas técnicas que se practican para revisar que no exista daño en la estructura del tímpano. Se realiza a través de:

El estudio del reflejo estapedial tiene dos fases, son estas:

  • Test con un impedanciómetro automático.
  • Audiograma tonal para saber cuáles son los umbrales aéreos de varias frecuencias.
    Si necesitas más información sobre otras pruebas médicas audiológicas, aquí tienes un resumen con las principales para salir de dudas sobre cuál hacerte bajo el consejo de tu otorrino.

Si necesitas más información sobre otras pruebas médicas audiológicas, aquí tienes un resumen con las principales para salir de dudas sobre cuál hacerte bajo el consejo de tu otorrino.

Este sitio utiliza cookies. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información