¿Qué es una cabina de audiometría?

Una audiometría no se podría realizar sin la existencia de una cabina específica en el centro auditivo, sin el audioprotesista especializado y sin la colaboración del paciente para que pueda llevarse a cabo.

A continuación te contamos para qué sirve la cabina y qué papel tienen dentro de la realización de esta prueba audiológica.

Déjanos ayudarte y dinos qué necesitas

 

¿Por qué debes saber qué es una cabina audiométrica?

Antes de realizarte cualquier prueba auditiva conviene que sepas qué instrumentos y herramientas se usa, quién va a realizarla, si se trata de una prueba indolora e incluso su duración.

Para diagnosticar si una persona sufre o no algún grado de sordera que dificulte su vida diaria, es necesario realizar una prueba que lo determine. Esta prueba se conoce como audiometría o test auditivo y se realiza en estas cabinas. Cabinas audiométricas que son una pieza fundamental para que la realización de la evaluación se lleve a cabo.

Esta prueba clínica debe reunir una serie de condiciones que ayudan a los profesionales audioprotesistas a medir la capacidad auditiva del paciente. Acude siempre a un centro auditivo regulado y certificado para que tu audición esté siempre en buenas manos.

Revisa gratis tu audición

¿Ya no escuchas como antes? Comprueba ahora y totalmente gratis tu salud auditiva con un estudio audiológico completo y en un centro de confianza cerca de tu domicilio.

Características y tipos

Es necesario que las audiometrí­as se hagan dentro de unas cabinas especialmente diseñadas con este fin. Las cabinas de audiometría reúnen todas las condiciones acústicas para ello. Pero pueden clasificarse en diferentes gamas que presentan distintas especificaciones técnicas:

  • Gama premium. Con cualidades más sofisticadas e innovadoras y con la sensación de mayor amplitud para el paciente.
  • Básicas. De un rango menor y con especificaciones más estándar. Siguen siendo cabinas insonorizadas y suelen ser compatibles con todos los audiómetros del mercado.
  • De segunda mano. Son cabinas ya usadas por otros centros audioprotésicos u ópticas con espacio para la audioprótesis. Siempre van a tener un precio menor de adquisición que los dos modelos anteriores.

Todas las cabinas indicadas para hacer una audiometría tonal y verbal deben disponer de aislamiento acústico a través de un sistema de insonorización, deben estar homologadas y haber pasado todos los controles de calidad. Además, deben ofrecer la mayor comodidad posible a los pacientes y adaptarse a los tiempos y a los avances en el sector de la audiología.

Si necesitas acudir a un centro para saber cómo está evolucionando tu audición, contacta con nosotros ahora y te conseguimos una revisión gratuita muy cerca de donde vives o trabajas.

 

¿Sabías que...?

Conoce más y mejor todo lo que rodea al mundo de la audición con los contenidos de nuestro blog: consejos, novedades y toda la información que estabas deseando escuchar.

Este sitio utiliza cookies. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información